Producto del mes: Ejercitadores de Kegel Lasalle de Intimina

Image

Los Ejercitadores de Kegel Laselle de Intimina son ideales para reforzar los músculos del suelo pélvico mediante los Ejercicios de Kegel, ayudándonos a :

  • Prevenir y superar la incontinencia urinaria
  • Prepararse y fortalecerse para una embarazo saludable
  • Recuperarse y restaurar la fortaleza del suelo pélvico tras dar a luz
  • Mejorar las sensaciones de la pareja durante las relaciones íntimas

Los Ejercitadores de Kegel Laselle de Intimina ofrecen un programa completo de entrenamiento para fortalecer el suelo pélvico con la mayor comodidad y eficacia. La forma esférica del peso hace que éste se coloque de manera natural en la posición correcta, al tiempo que brinda un objeto firme alrededor del cual ejercitar los músculos. Además, cada ejercitador incorpora una bola interna con peso que no sólo ofrece la resistencia necesaria para fortalecer tus músculos, sino que emite una sutil vibración durante el movimiento que nos servirá para confirmar que el ejercitador está correctamente colocado.

Entrenamiento personalizado

Los Ejercitadores de Kegel Laselle permiten elegir entre 3 niveles distintos de peso, para poder elegir el más adecuado en cada caso:

  • Resistencia baja (28g): ideal para aquellas mujeres que tienen un suelo pélvico más débil o para principiantes.
  • Resistencia media (38 g.): recomendado para mujeres que ya han practicado ejercicios Kegel sin peso.
  • Resistencia alta (48 g.): idóneo para las que han practicado ejercicios Kegel con peso y buscan un entrenamiento más avanzado.

Además, hay un nivel todavía más avanzado consistente en incrementar el peso combinando dos ejercitadores a la vez.

Image

¿Cómo prepararnos para los ejercicios? 

1. Localiza tus músculos del suelo pélvico

Inserta unos 2 cm. un dedo lubricado para notar tu musculatura pélvica. Apoya tu dedo en las paredes internas mientras aprietas y elevas ano, uretra y vagina para poder sentir la contracción de los músculos pélvicos. Los movimientos de los ejercicios Kegel son similares a los que se realizan para soltar y detener el flujo urinario.

2. Introduce el Ejercitador Laselle

Debes limpiar tu Laselle antes y después de cada uso. Sujeta el cordón de extracción para mantenerlo fuera del cuerpo e introduce el ejercitador Laselle unos 2 cm. de la entrada vaginal, usando un lubricante de base acuosa para facilitar una cómoda inserción. Ten en cuenta que si introduces demasiado a fondo tu Laselle, es probable que no puedas ejercitar correctamente la musculatura vaginal.

3. Encuentra la posición más cómoda para ti

Recomiendo que las principiantes o aquellas mujeres que posean un suelo pélvico débil comiencen en posición recostada, ya que de esta manera se ejercitarán correctamente los músculos con un menor esfuerzo. Para conseguir mejores resultados, deberías poder usar los ejercitadores cómodamente mientras estás de pie, lo cual facilitará la máxima contracción de elevación.

¿Cómo realizar los ejercicios de Kegel?

Para comenzar el entrenamiento de Kegel, basta con seguir lo indicado en el diagrama:

Image

1. Contrae los músculos del suelo pélvico y eleva el/los ejercitador(es).

2. Mantén la contracción durante 2-10 segundos mientras respiras profundamente.

3. Suelta la contracción.

4. Descansa y relájate al menos durante el tiempo que has estado manteniendo la contracción o tanto tiempo como necesites antes de repetir el ejercicio. En cada serie de ejercicios deberías realizar 10 repeticiones; si te resultan demasiadas, redúcelas a la cantidad con la que te sientas cómoda.

La clave para un entrenamiento Kegel eficaz es realizar cada paso con suavidad y sintiéndote cómoda. Cuando practiques la rutina, es importante intentar que los momentos 2 y 4 de la rutina  tengan la misma duración. Por ejemplo, si mantienes la contracción de los músculos durante 6 segundos, trata también de descansar otros 6 segundos. No obstante, el tiempo de descanso puede ser tan largo como lo estimes necesario antes de repetir de nuevo el ejercicio.

Para un entrenamiento eficaz, haz 3 series de ejercicios Kegel por semana en días alternos.

Al principio, para poder medir tu capacidad, te recomiendo que alternes 2 segundos de contracción con 2 segundos de descanso. A medida que vayas progresando y comiences a sentirte más cómoda, aumenta paulatinamente 2 segundos en cada tanda. Para las rutinas más avanzadas, deberás ser capaz de mantener las contracciones durante 10 segundos.

¡Para realizar los ejercicios de Kegel correctamente, no tenses el abdomen, no aprietes las nalgas ni empujes hacia abajo mientras contraes!

Consejo: Dos maneras sencillas de comprobar si estás realizando tus ejercicios de Kegel correctamente: Puedes introducir un dedo lubricado para sentir la parte inferior de la bola Laselle mientras se eleva o bien usar un espejo que te permita ver cómo el cordón de extracción se mueve hacia arriba con cada contracción.

¿Cuándo deberías aumentar el peso de tu ejercitador?

Te recomiendo que primero elijas un peso acorde a tu nivel. Si después de 2-3 semanas los ejercicios ya no te exigen esfuerzo y ya has realizado todo lo descrito en estas instrucciones para avanzar en tu rutina, ello es señal de que estás lista para pasar al siguiente nivel. Por ejemplo, si has utilizado un ejercitador de 28 g. durante 2-3 semanas y te sientes suficientemente cómoda con la dinámica de ejercicios, puedes empezar a entrenar con un ejercitador de 38g.

¿Cómo avanzar en la rutina con tu peso actual?

  • Aumenta la fuerza de contracción
  • Mantén las contracciones durante más tiempo hasta los 10 segundos por vez
  • Aumenta la cantidad de series de 1 a 3 veces por día de entrenamiento
  • Reduce tu tiempo de descanso entre contracciones
¿Durante cuánto tiempo deberías realizar la Rutina de Kegel Laselle?

Los músculos del suelo pélvico, al igual que cualquier otro grupo de músculos, requieren de una ejercitación regular que les permita mantenerse en buena forma. Esta es la razón por la que recomendamos que las mujeres continúen practicando la rutina de Kegel Laselle para siempre.

Os animo a compartir vuestras experiencias con los Ejercicios de Kegel 🙂

Ten en cuenta que los consejos ofrecidos pueden no ser aplicables atu caso en particular. Los ejercitadores de suelo pélvico no deben utilizarse durante el embarazo ni en primeras etapas de la recuperación post-parto. Asimismo, las mujeres que se sometan a cirugía genitourinaria o pélvica deberán esperar al menos seis semanas 
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s